Ayuntamiento

Cieza actualiza su lenguaje sobre discapacidad

Cieza.es | 18 de abril de 2024 a las 20:53

Fuentes de la Concejalía de Discapacidad indican que se trata de adaptar la redacción de las ordenanzas y normativa municipales a la modificación de la Constitución, que suprime los términos como 'discapacitado', 'minusválido', 'disminuido' y similares para referirse a las personas con algún tipo de discapacidad.

En un esfuerzo por alinear su lenguaje normativo con los principios de igualdad y respeto, la Concejalía de Discapacidad de Cieza, liderada por Amparo Pino, ha instruido a todos los departamentos municipales para actualizar la terminología referente a la discapacidad en la normativa y documentos municipales. Esta iniciativa responde a la reciente reforma del artículo 49 de la Constitución Española, que recalca la necesidad de garantizar la libertad e igualdad reales y efectivas en el ejercicio de derechos por parte de las personas con discapacidad. Los cambios legislativos reflejan un compromiso renovado con la inclusión social y la autonomía personal de este colectivo.

Ejemplos específicos de documentos que serán revisados incluyen el Acuerdo de condiciones de trabajo de los Empleados Públicos del Ayuntamiento de Cieza (2017-2018), que actualmente utiliza términos como "minusválido psíquico, físico o sensorial".

Además, la Ordenanza municipal reguladora de la ocupación de la vía pública con terrazas de establecimientos de restauración menciona explícitamente "plazas de aparcamiento para discapacitados". Éstas y otras menciones serán modificadas para cumplir con el nuevo enfoque legislativo que promueve un lenguaje más inclusivo y respetuoso.

Amparo Pino, concejala de Discapacidad, ha destacado la importancia de esta actualización: "Adoptar un lenguaje que refleje los valores de igualdad y respeto es fundamental para construir una comunidad inclusiva. Este cambio va más allá de la terminología; es un reflejo de nuestra evolución como sociedad que respeta y valora la diversidad de todos sus miembros".

El proceso de revisión incluirá la colaboración de diferentes áreas del Gobierno municipal para garantizar una implementación eficiente y efectiva de los cambios. Además, se insta a los ciudadanos a "participar y proporcionar retroalimentación para facilitar esta transición hacia una mayor inclusión".